lunes, 17 de junio de 2013

¿Te beberías este agua?



"El problema es qué hacer con el agua salina que sale de las capas profundas” Extracto de la entrevista publicada en La Vanguardia a Francis O'Sullivan, experto en energía del MIT

¿Cuáles son los principales impactos ambientales del shale gas?

El problema principal es cómo manejar las aguas residuales que se generan al extraer el gas. En la extraccion por fractura hidráulica, se pueden contaminar reservas de aguas de los acuíferos, pero eso, que es algo que ha pasado, se puede evitar. Pero lo que es más complicado, y exige un manejo más cuidadoso es el riesgo de la contaminación de las aguas profundas.

Y el uso de las substancias químicas empleadas en la fractura hidráulica de la roca, ¿no?

El problema más grave de las tecnologías de fracking no es que las sustancias químicas contaminen las aguas. El problema sobre todo es que las aguas más profundas tienen un alto grado de sal. Se extraen aguas con muchos contenidos de sal, y luego no se sabe qué hacer con ellas; si cogemos ese agua y la vertemos a un río, el problema es la alta concentración de sal que lleva esa agua, que contaminaría el río. Pero el gran problema no son los productos químicos. Naturalmente, siempre se ha de evitar toda contaminación; evidentemente. Pero son productos bastante convencionales, y son productos relativamente comunes. No veo aquí el gran problema, sino que el gran problema es el agua residual, pues no se sabe qué hacer con ella.

¿Hay condiciones para que se explote también el shale gas en Europa?, ¿Se dará en Europa un éxito como el que se ha producido en EE.UU.?
Primero, diría que es muy caro en Europa, demasiado. Estados Unidos es el primer productor mundial de gas, y el segundo productor de petróleo. Por eso, tenemos enormes industrias, con instalaciones, expertos y servicios, y los precios se abaratan. En Europa, en cambio, no hay estos expertos, ni estos equipos ni estas infraestructuras para producir gas o petróleo. Por eso, Europa deberá llamar a Estados Unidos; necesita su tecnología, y eso ya hace que el precio se dispare. Supongo que por eso será mucho más caro.

¿Esos altos costes impedirán su desarrollo?
Nunca se dará un desarrollo como el de Estados Unidos. No se dará un fenómeno parecido al de Estados Unidos. Puede ser que se encuentren algunas oportunidades, algunos negocios concretos de algunas empresas y lugares, pero en general no será nada parecido a lo que hemos vivido en Estados Unidos.

Hay otra gran diferencia. En Estados Unidos, todo depende de la voluntad de una comunidad local o de una región, y si esa comunidad decide que el proyecto puede ser muy beneficioso, porque con él se paga el colegio o los servicios del municipio y todo el mundo se beneficia, eso favorece que se pueda llevar a cabo. Pero si una comunidad no está de acuerdo, no se hace. Cuando se encuentra un pozo, todo el mundo se beneficia de él. Pero en Europa esos beneficios no son para el propietario (pues el terreno sobre el que se asienta el yacimiento no es de su propiedad), sino que son beneficios para el Gobierno. Pero unos beneficios para el Gobierno son vistos como algo difuso e inconcreto para la gente, y si de esa inversión no salen beneficiarios concretos no es posible que la gente lo acepte.


Enlace a entrevista completa


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada