jueves, 17 de octubre de 2013

El lado positivo del Fracking




Semana tras semana leemos alguna noticia del fracking en la prensa nacional. Casi todas son negativas: la aprobación de algún permiso nuevo por parte del gobierno, escuchar a algún ministro decir que el fracking es una salida de futuro, leer la represión que la policía ejerce en algunos países contra los activistas y ciudadanos antifracking,…

Hasta hace unos meses, era difícil leer noticias relacionadas con el fracking en los medios nacionales. Casi todas las publicaciones de noticias se limitaban a medios de comunicación locales, próximos a zonas afectadas por peticiones de permisos relacionados con la fractura hidraúlica. Y eso es positivo. Es positivo que cada vez sean más los medios, y de un ámbito más general, los que se hagan eco de noticias relacionadas con esta técnica porque ayudan a que la sociedad tenga información.

Cada vez que se publica una noticia, los comentarios aumentan. Cada vez son más los que escriben sus ideas, sus opiniones, y resulta positivo leerlos, sobre todo cuando ves que tras decenas de mensajes, muchas veces no se encuentra ni uno sólo a favor de la técnica. Todos negativos, todos expresando las consecuencias que el fracking puede tener. Y esto también es positivo. La contradicción de que todos los comentarios que hablan negativamente de la fractura hidraúlica es positiva para que cada vez sean más los que se unen a la causa “Fracking No”

Si leemos los comentarios que genera cualquier otro tipo de noticia, ya sea de política, deportiva, de sociedad, siempre encontramos opiniones a favor y en contra, pero resulta imposible encontrar una unanimidad tan brutal como la que se ve en los comentarios sobre el fracking.

El fracking ha conseguido lo que casi nadie más ha logrado, y es el consenso. Grupos tan dispares como los ecologistas, los cazadores, los ganaderos, los hosteleros, los empresarios,funcionarios, autónomos, agricultores,…. comparten la opinión de FRACKING NO.

Rebuscando, sólo he conseguido encontrar dos grupos que apoyan la fractura hidraúlica. Por un lado las petroleras o empresas relacionadas con la fractura hidraúlica (e incluso algún que otro “asesor” que a su vez es accionista de empresas que piden permisos). Y por otro lado los políticos. Haciendo una salvedad. No son los políticos de calle, los concejales, los alcaldes, los que están a favor del fracking. No, nos referimos a esos otros políticos, los de “alto standing”, los que dirigen gobiernos y hacen oídos sordos a lo que la inmensa mayoría de los ciudadanos claman. Esos políticos de “alto standing” que muchas veces en lugar de mirar por los intereses del pueblo, miran por los suyos propios, por buscar esas puertas giratorias que coloque sus culos en sillones de consejos de administración. Esos políticos de “alto standing” que ni oyen, ni escuchan ni leen a los ciudadanos.

Y eso también es positivo. Son tan pocos los que apoyan la fractura hidraúlica, que, aunque estén en el poder, aunque tengan el dinero, la presión social tiene que conseguir que desistan con esta locura.

Cada vez somos más. ¿Te unes?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada