miércoles, 17 de diciembre de 2014

En Reino Unido la policía pide a una universidad la lista de asistentes a un debate sobre el fracking








Publicado en the guardian
Por Rob Evans
15 de diciembre de 2014


La Universidad Christ Church de Canterbury dice que se negó a entregar la lista y el concejal del Partido Verde criticó la petición de la policía


La policía pidió a la universidad que entregara una lista de los miembros del público que asistían a un debate público en su campus.

La universidad Christ Church de Canterbury que había invitado a expertos para debatir los méritos del fracking en un foro abierto, se negó a entregar la lista, la petición de la policía fue fuertemente criticada, con uno de los conferenciantes que la declaró como deplorable. 

Más de 200 personas acudieron a la discusión donde se encuchó el debate de un panel que incluyó un geólogo jubilado, ingenieros, un concejal , un analista de un centro de estudios y un activista. 

La Policía de Kent dijo que era necesario para evaluar "la amenaza y el riesgo de los eventos públicos importantes en el condado para mantener la seguridad pública". 

El debate sobre el fracking, celebrado el 19 de noviembre, fue organizado por académicos de sociología, y se requería que el público asistente hiciera una reserva a través de la universidad. 

La universidad confirmó que había sido "demandada a facilitar una lista de los asistentes al evento de Sociología, "Fracking en el Reino Unido", y se negó a facilitar la información solicitada". Agregó, sin más explicaciones, que "la universidad pensaba que no era adecuado proporcionar dicha información ".

La solicitud sucedió después de informaciones sobre que la policía habría estado monitoreando las actividades políticas en las universidades de todo el país, y de espiar  a grupos que utilizan métodos pacíficos para lograr sus objetivos. El año pasado se supo que la policía trató de reclutar a un activista para convertirle en un confidente y transmitir información acerca de los estudiantes de la Universidad de Cambridge y de otros manifestantes. 

Advertencia

En la Universidad de Lancaster, la policía tomó fotografías de dos carteles que decían "No al esquisto" y "Fin a los ataques de Israel a Gaza" en la ventana de la oficina del presidente del sindicato de los estudiantes. Le dijeron que estaba cometiendo potencialmente un delito de orden público. 

Un participante del panel en el debate sobre el  fracking en Canterbury era Ian Driver, un concejal del Partido Verde en Thanet, que no tiene antecedentes penales. El año pasado se descubrió que sus actividades políticas habían sido controladas y registradas por la policía . Documentos revelan que la policía le había seguido en 22 ocasiones, en las que él ayudó a organizar reuniones y manifestaciones públicas sobre las exportaciones de animales y el matrimonio homosexual entre 2011 y 2012, después de haber sido elegido concejal. 

Dijo que estaba "asombrado" cuando se enteró de que la policía había pedido la lista en Canterbury. "Es deplorable. Este fue un debate público. No era una reunión de planificación de acciones de protesta o manifestaciones. Se trata simplemente de una discusión pública sobre un tema controvertido ", dijo. 

Un portavoz  de la Universidad y de la Unión Colegial , que representa a los académicos, dijo: "La libertad de cátedra es un principio clave de nuestra democracia y con razón apreciada por nuestras universidades. Estamos muy incómodos con la policía pidiendo información sobre las personas que tengan intención de asistir a una reunión pública. 

"Las universidades deben seguir siendo un espacio seguro para los estudiantes, para el personal y para los invitados a debatir con rigor cualquier tema y no temer que la policía, o cualquier otra figura de Gran Hermano, esté buscando sobre ellos para saber quiénes son y dónde viven." 

La Policía de Kent dijo que había estado "en contacto con los organizadores del evento" en noviembre, pero se negó a dar más detalles. 

Al preguntarle por qué había pedido a la lista, dijo: "la policía de Kent  evalúa la amenaza y el riesgo de los eventos públicos importantes en el condado para que se pueda mantener la seguridad pública y asignar adecuadamente los recursos. La asistencia de la Policía no era necesaria durante la reunión, pero el inspector jefe de distrito de Dover asistió al evento como un asistente interesado ". 

La policía se nego a explicar las razones por las que el inspector era un "asistente interesado".




Para acceder a la noticia, 




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada