martes, 16 de febrero de 2016

Fracking Cantabria: ¿Qué dijo Revilla del permiso Luena?


Miguel Angel Revilla, presidente de Cantabria, gobierna en coalición con los socialistas





(Entrada publicada en el blog el 2 de octubre de 2015)


Mientras que Revilla calla, ganaderos y ecologistas defienden a Cantabria del fracking

 

Ecologistas en Acción y ganaderos de Cantabria (COAG) han interpuesto una denuncia contra el ministro de Industria, José Manuel Soria, por obstaculizar la labor del Defensor del Pueblo. El Defensor de Pueblo habría requerido en varías ocasiones, desde 2013, documentación sobre el permiso “Luena” para la exploración de hidrocarburos sin que el ministerio se halla dignado atender esta solicitud. Este comportamiento ya ha llegado a la Unión Europea, que habría constatado el seguimiento del caso.

Desde el punto de vista formal, la llamada del Defensor del Pueblo es de obligado cumplimiento y el ministro podría haber tenido una actuación contraria a la ley al denegar el requerimiento.

Asimismo, esta denuncia no viene sino a constatar el desprecio de Soria y del  ejecutivo de Rajoy por cumplir la legalidad cuando las normas no coinciden con el interés mostrado por el gobierno. Este hecho no viene a confirmar otra cosa que el déficit democrático en el comportamiento del gobierno que interpreta su mandato como de propiedad y no delegado por los ciudadanos a través de las urnas y con cumplimiento de las ordenanzas legales.

En cualquier caso, no es necesario insistir en el tema ya que la conducta de Soria es sobradamente conocida. Sin embargo, es penoso que con el actual gobierno de Cantabria siga siendo la Asamblea de Cantabria la que informa a los paisanos sobre los diferentes aspectos del fracking, con sol y con lluvia, y los ganaderos y los ecologistas los que asumen el reto legal de denunciar a Soria con los costes económicos que ello supone.

¿Cantabria no tiene Presidente que la defienda del fracking? Tal vez esta pregunta sea demasiado presuntuosa, ya que nos atribuiríamos la razón sobre el fracking y sus aspectos negativos. Pero, el que calla otorga. En el caso de que el presidente Revilla estuviera a favor de la técnica tiene que salir a defenderlo. Va en el cargo y en el sueldo.

¿Y qué decir de los socialistas y los “podemitas”? No es de recibo escuchar a Sanchez o a Iglesias hablar a favor de las renovables y definirse contrarios al “fracking” mientras que en Cantabria parece ser un tema innombrable. Si es así, que se expliquen. Que es fácil decirlo en Madrid, donde nunca va a haber un pozo de fracking y callarlo en Cantabria, una de las comunidades más deseadas para aplicar la polémica técnica.

Más claro, si se predica trigo después no se puede venir con alfalfa.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada